Robert Kennedy: “El poder en el mundo está más distribuido”

ENTREVISTA EXCLUSIVA DE JORGE ABASOLO.

El reconocido ambientalista y amigo del senador Antonio Horvath habló de manera distendida y sin afeites de todos los temas. Asegura que Chile tiene todos los recursos y las potencialidades para prescindir de la energía nuclear.

Robert Kennedy: “Un país debe tener normas medioambientales claras y precisas”

Robert Kennedy Jr.tenía 14 años cuando su padre –el senador demócrata del mismo nombre- fue asesinado en junio de 1968, luego de una conferencia de prensa en el Hotel Ambassador de Los Angeles, California. Su familia ya había vivido una tragedia de proporciones cinco años antes, cuando su tío, el ex presidente John F.Kennedy murió acribillado en Dallas.

En la actualidad Kennedy Jr. es una autoridad en materia de medio ambiente en Estados Unidos. En tal condición preside la organización de la alianza de los cuidadores de los ríos de todo el planeta. Paralelo a ello, es Fiscal del Consejo Nacional para la Defensa de los Recursos Naturales de Estados Unidos, que es reconocida como la principal ONG ambientalista.

En esta lucha en aras de la preservación de un medio ambiente sano conoció al senador por Aysén Antonio Horvath. Son amigos y merced a esa amistad vino a Chile una vez más…

Durante una extensa conversación con El Mercader de América–en que se mostró cálido y relajado-, aclaró que ni él ni las instituciones que representa se oponen a los proyectos de Endesa por una cuestión de interés personal, sino que los anima el deseo de ayudar a las personas que habitan las comunidades chilenas afectadas a que no se dejen atropellar por los megaproyectos en perspectiva.

Los ríos son de todos los chilenos, independientemente de que ellos tengan los derechos de aguas. Esa es su premisa. Por ello, Kennedy y las instituciones que representa pretenden contactar a otros empresarios y organizaciones para canalizar la voz de los chilenos en esa zona, ante la eventual concreción de esos proyectos contaminantes.

 Robert Kennedy: “Desde los Estados Unidos se ve a Chile como la esperanza de Sudamérica”

-¿Qué le parece que Chile tenga a una mujer como Jefa de Estado?

-Y nos ganaron a nosotros en este aspecto…Pienso que Chile debiera estar muy orgulloso de haber elegido a una mujer, porque reconozco la larga tradición democrática que ha tenido este país y que es ejemplar para el resto de los países latinoamericanos. En un momento pensé que en los Estados Unidos íbamos a tener una mujer dirigiendo los destinos del país, pero Chile se nos adelantó en tener una presidenta.

Veo un gran sentido de unidad en el país, independiente de los diversos sectores políticos, y eso le da una base sólida, lo que es deseable para el resto de los países de Latinoamérica.

-Pero ustedes eligieron un presidente negro, con lo que han ampliado su democracia…

-Es cierto. Pienso que le ha hecho muy bien a los Estados Unidos tener a un presidente como Obama, pues con ello se terminan los bolsones de racismo que quedaban por esta razón, porque Estados Unidos no tenía un presidente negro.

Sin duda es un hito en la política de nuestro país. El es un tipo inteligente que supo emplear en su campaña las nuevas tecnologías…

-¿Lo conoce personalmente? ¿Qué piensa de él como persona?

-Lo conozco, he estado muchas veces con él, pero no podría decir que soy su amigo. Mucha gente olvida que Obama fue un alumno brillante y un estudiante  maduro, probablemente el más impresionante de los más de 20 mil estudiantes que ha tenido Harvard en las últimas dos décadas.

 UN SECTOR OLVIDADO

-Desde el punto de vista estratégico y económico, América Latina le importa bien poco a los Estados Unidos…

-Eso es relativo, pues creo que los republicanos y –especialmente la administración Bush- fueron muy mezquinos con América Latina.

Antes de los atentados del 2001 a las Torres Gemelas, Estados Unidos había declarado que el siglo XXI sería el siglo de las Américas, pero el nuevo escenario internacional cambió las prioridades.  Pero el mundo hispano ha hecho cambiar esa mirada. Piense usted que los hispanos hoy llegan a casi los 40 millones, constituyendo la minoría más numerosa del país. A su vez, Estados Unidos es el cuarto país del mundo de habla hispana y para el año 2040 se calcula que el 25% de su población será de origen latino.

 

Robert Kennedy fue asesinado en 1968, cuando nuestro entrevistado contaba con solo 14 años de edad

-¿Qué piensa usted cuando se dice que los Estados Unidos conforman un Imperio?

-En la era global de la información, el poder estratégico sencillamente no está tan concentrado. Más bien, está distribuido entre los países en un patrón parecido a un complejo juego tridimensional de ajedrez. En el tablero superior, el poder militar es unipolar en gran medida, pero en el tablero económico, Estados Unidos no es ni hegemónico ni un imperio, y debe negociar como un igual cuando, por ejemplo, Europa actúa de manera unificada.

En el tablero inferior, el de las relaciones transnacionales, el poder está disperso en forma caótica, y no tiene sentido utilizar términos tradicionales como unipolaridad, hegemonía, o imperio estadounidense.

-¿Significa esto que hoy Estados Unidos no tiene tanto poder?

-Claro, porque el poder está mejor distribuido. Estados Unidos tiene menos poder, en el sentido de control sobre el comportamiento interno de otros países, que Inglaterra cuando ésta dominaba la cuarta parte del planeta. Por ejemplo, los funcionarios británicos controlaban las escuelas, los impuestos, las leyes y las elecciones de Kenia. En la actualidad, Estados Unidos no tiene ese control.  En el año 2003 ni siquiera pudo hacer que México y Chile apoyaran una segunda resolución sobre Irak en el Consejo de Seguridad de la ONU.

EL CONSERVADURISMO  EN LA GRAN NACION

-En su libro “The Right Nation”, John Micklethwait sostiene que los Estados Unidos se ha derechizado…

-(Medita) Es cierto. En un período relativamente breve de tiempo y gracias al poder logrado por el movimiento conservador, Estados Unidos ha dado un proverbial giro a la derecha, de modo que en la actualidad, comparado con Europa, o incluso con el país que gobernó Nixon, se trata de una nación profundamente más conservadora en muchas cuestiones fundamentales, independientemente de qué partido ocupe la Casa Blanca.

-¿Cómo se manifiesta este giro hacia la derecha?

-Por ejemplo, en los Estados Unidos el 95 por ciento de la gente cree en Dios, frente a un 76 por ciento de los británicos, un 62 por ciento de los franceses y un 52 por ciento de los suecos. Tres de cada cuatro estadounidenses pertenecen a una iglesia, el 40 por ciento asiste a la iglesia una vez por semana y uno de cada diez lo hace varias veces por semana. Y le doy otro dato: uno de cada cuatro posee cinco o más Biblias.

-¿Cómo se percibe a Chile en los Estados Unidos?

-Chile se ve como una esperanza para América latina. Se valora mucho el hecho de que acá se haya perfeccionado el sistema democrático. Se valora el hecho de que en Chile se haya formado una fuerte clase media, ya que la democracia se fundamenta en una clase media grande, mayoritaria…y sin grandes divisiones entre pobres ricos, en donde unos pocos ricos o plutócratas manejan a millones de personas. Eso ha hecho que Chile se transforme en un paradigma,en un ejemplo y en una bandera a seguir por parte de los pueblos de Latinoamérica.

-¿Cuál es su posición respecto a la construcción de centrales hidroeléctricas en la zona de la Patagonia?

-Deseo expresar mi sincero apoyo a las organizaciones chilenas que defienden el medio ambiente y el desarrollo adecuado y armónico en la Patagonia. Yo he dicho que –de llevarse a cabo estos proyectos- terminarán por enriquecer a Endesa y empobrecer a los chilenos.

-¿La ayuda suya y de su organización hacia Chile se traducirá en asistencia técnica?

-Sí. El énfasis se pondrá en un apoyo técnico, de información. El Consejo Nacional para la Defensa de los Recursos Naturales tiene los mayores expertos en el tema de la energía y están dispuestos no solamente a ayudar a las ONG chilenas, sino también a ayudar al propio gobierno y a los parlamentarios en el congreso, donde el senador Antonio Horvath ha sido y será un factor importante. Se trata de ayudar a diseñar una política nacional

de energía.

Nosotros tenemos acceso a quienes hacen política, a quienes invierten, a los empresarios, a los periodistas…tanto de España como de estados Unidos y otros países. Entonces, haremos llegar la voz de las comunidades de las organizaciones chilenas ambientalistas a esos sectores, ya que ellos directamente no lo pueden hacer. El alcalde de Futaleufú, que defiende el valle, no tiene la manera de llegar al Banco Mundial, a periódicos de peso como el New York Times o a la prensa en Madrid, pero nosotros sí podemos hacer de puente y ayudar a que sean escuchados en esos medios en igualdad de condiciones.

-El New York Times sindicó su libro “Crímenes contra la Naturaleza”, como uno de los mejores del año. Eso indica que en la ciudadanía norteamericana hay una alta conciencia ambiental.

-Efectivamente, así es…Y yo fui el principal sorprendido con este ranking.

 CRITICO DE LA CASA BLANCA

-Quisiera saber su opinión acerca de la tesis del “Imperio Sobreextendido”, del historiador británico Paul Kennedy. El sostiene que las responsabilidades y compromisos de Estados Unidos terminarían por exceder su capacidad de respuesta, lo que significaría el fin de su hegemonía.

-Si usted revisa a Estados Unidos a través de toda su historia en discursos como los de Thomas Jefferson, Abraham Lincoln y hasta Roosevelt, verá que nosotros siempre hemos luchado por el pueblo americano y no necesitamos ser un imperio ni manejar a otras naciones. Queremos ser un ejemplo de democracia para los demás países…un ejemplo digno de ser imitado.

Sin embargo, en la casa Blanca, hombres como Rumsfield y Dick Channey –entre otros- escribieron hace quince años un documento diciendo que el siglo XXI debería ser el siglo del imperio americano…y –ahora que ya no existe la Unión Soviética- no dejan que ninguna otra superpotencia pueda llegar a amagar la supremacía de los Estados Unidos. En ese sentido la administración Bush hizo mucho daño, pero la administración Obama ha hecho gigantescos esfuerzos por revertir esta situación.

-Sorprende que la administración de Obama no pase por un alto momento de popularidad. Y no deja de ser curioso que en la Europa de los años 30, la posición de Churchill no tenía mucho apoyo, se le acusaba de belicoso. Lo mismo se dijo de Reagan…

-Cuando yo era chico acompañé a mi padre en un viaje por varios países de Europa…Y estuve en Europa del Este y también en Francia e Italia. Y pude ver en concentraciones cómo la gente sentía amor y respeto por los Estados Unidos. En todas partes uno encontraba gente que demostraba su cariño y respeto por el pueblo americano. Por ejemplo, el diario Le Monde de Francia titulaba: “Ahora nos sentimos todos americanos”. Ese cariño uno lo palpaba en las calles, en el modo de opinar de la gente.

Por cierto, es penoso comprobar que ese trabajo duro y persistente, que demoró 230 años en ser construido, con una base real  sólida y de respeto hacia el resto del mundo, ha sido destruido en sólo cinco años por dirigentes políticos arrogantes e incompetentes, como el señor Bush.

Eso me duele muchísimo y es otro de los desafíos que Barack Obama ha enfrentado con valentía y sapiencia.

 

 

 

 

 

 

Angol
Weather Icon

El Espejo de Malleco ya esta disponible en Android

disponible_en_google_play banner tiroalblanco educacion-intercultural

el libero

muni angol